Métodos de Preparación

Juan Palma


Preparar el café en casa tiene su chiste. Te contamos las principales
formas de hacerlo y los aparatos que necesitas para hacerlo 
y disfrutarlo como se debe.


Somos fiel creyentes de que el mejor café que existe, es el que te gusta a ti. En esta ocasión nos centraremos en quienes desean disfrutar un café recién hecho en casa, sin demeritar a quienes prefieren del trabajo de un experto barista.

 

Te presentaremos de manera sencilla los diferentes aparatos que puedes adquirir para la preparación de tu café, el proceso que llevarás a cabo y nuestras recomendaciones de café para cada uno.

Partamos de la premisa más importante, si de verdad quieres disfrutar de un buen café, busca que sea un café fresco y recién tostado. No habrá mejor café que el que mueles en casa para prepararlo al momento. ¿Por qué? Porque podrás apreciar mejor su sabor y aroma, e incluso te beneficiarás más de sus sus propiedades y cafeína. Por lo que contar con un molino es nuestra primera recomendación. Sabemos que esto no siempre es tan fácil, así que por lo menos vale la pena preocuparnos por comprar un café molido recientemente y de una manera más artesanal. El café que encontraremos en el supermercado o tiendas de conveniencia puede ser bueno, pero será complicado que nos aseguren un café fresco en su proceso de tostado y molido. En CAFEINATE nos preocupamos por mantener el café en sus máximas condiciones el breve periodo de almacenamiento que está con nosotros (no más de tres meses). 

En cuanto a la preparación, podemos realizarlo por los siguientes métodos:

Cafetera por goteo

Le llamamos así a la cafetera convencional que seguramente todos conocemos. Es la más sencilla de conseguir, económica y práctica en el proceso de preparación. Los pasos son sencillos: se pone en un filtro la cantidad de café molido que se quiere preparar, se agrega el agua y se enciende la máquina. Lo que sucede en este método es que la cafetera calienta el agua y la vierte poco a poco en el filtro con el café. Es gracias a la temperatura que extrae buena parte de las propiedades y por supuesto sabor y aroma. 

Recomendaciones:

  • Utilizar café molido medio.
  • Revisa el tamaño de los filtros necesarios para tu máquina.
  • Las medidas de tasa de las cafeteras por goteo usualmente son de café espresso (120ml).
  • Utiliza una cucharada copeteada (10g) por cada taza (250ml) de agua.
  • Evitar calentar demasiado el café, provocará un sabor amargo.

Prensa Francesa

Este es el proceso en el cual el café es preparado por infusión. Si no sabes lo que es esto, es porque no has leído nuestro Blog #3 ;) Te invitamos a que le des un vistazo.

El método de preparación también es sencillo: coloca café molido en la prensa, hierve agua por aparte y cuando esté lista, viértela lentamente en la prensa. Aquí es cuando entra el proceso de infusión: deja asentar la mezcla de 3 a 5 minutos. La prensa tiene un émbolo con un filtro al final, el cual debes presionar hasta el fondo para que el café quede en la parte inferior y puedas servir el café directamente en una taza.
Con este proceso obtendrás un poco más de aceites del café, quedando incluso un poco de sólidos en el líquido, dándole más cuerpo y textura a tu café. 

Recomendaciones:

  • Utiliza café molido medio o grueso.
  • Deja infusionar un poco más de tiempo la mezcla si deseas un café un poco más fuerte.
  • Utiliza una cucharada copeteada (10g) por cada taza (250ml) de agua.
  • Nunca calientes el agua en la prensa directamente al fuego. Hazlo en una olla por separado.

Prensa Francesa

Cafetera Moka

Una de las cafeteras más famosas por su hermoso diseño. El funcionamiento es sencillo y práctico porque no necesitas ningún recipiente o filtro adicional. Debes hacer lo siguiente: coloca en su base el agua que será calentada, después coloca en el filtro metálico la cantidad de café deseado y termina cerrando la cafetera con la tercera parte que parece jarra. Calienta la cafetera directo en la estufa y espera que el agua suba por ebullición. Con este método obtendrás un café de muy buen cuerpo y aromas fuertes.

Recomendaciones:

  • Utiliza café molido fino.
  • Utiliza una cucharada copeteada (10g) por cada taza (250ml) de agua.
  • Calienta el agua a fuego medio para asegurar que se extrajo las propiedades del café
  • Ten mucho cuidado al manejar la cafetera, llegará a altos niveles de temperatura.
  • Excelente si deseas preparar un café espresso

Moka

Chemex

Esta es nuestra cafetera favorita por su estética y deleite visual al momento de preparar café. En este método la precisión es importante, así que te recomendamos seguir las medidas de café y agua que te sugerimos. Coloca el café molido en el filtro para Chemex sobre la cafetera. Debes hervir el agua y por fases irla vertiendo sobre el café. La primera cubriendo el café en espiral desde el borde hacia el centro y de manera uniforme. Observa cómo aparecen un poco de burbujas debido a la liberación de los gases. Espera a que estas desaparezcan y repite el proceso.

Con esta cafetera obtendrás sabores suaves pero bien definidos del café.

Recomendaciones:

  • Utiliza de 30 a 33 gramos de café por cada 500ml de agua, cualquier variación dependerá de la intensidad que quieras obtener.
  • Utiliza filtros especiales para esta cafetera; son de 20 a 30% más densos que los utilizados en las cafeteras por goteo.
  • Previamente humedece un poco el filtro para evitar potenciales sabores a papel.
  • Excelente método para preparar café de especialidad ya que mezcla los métodos de inmersión y pour over. 

Chemex

 

Aeropress

Este método es un poco menos usual y suena algo complejo aunque no lo es. Está compuesto por tres piezas cilíndricas de plástico. Uno de los cilindros es más grande que el otro, teniendo en un extremo una tapadera con perforaciones donde se agrega un filtro circular de papel muy poroso. El segundo cilindro tiene en uno de sus extremos un caucho redondo que funciona como jeringa al ser introducida en el cilindro mayor, creando un vacío. 

Para preparar el café, se introduce el cilindro más delgado en el grueso en la parte superior de éste. Posteriormente se apoyan los dos cilindros en una mesa de manera que el más grande quede en la parte superior. Se agrega el café molido distribuyéndolo de manera homogénea en el fondo. Se añade un tercio del agua caliente de la extracción que se va a preparar y se remueve lentamente por 10 segundos. Se vierte el resto del agua caliente para después colocar la tapa con el filtro del papel. Se da la vuelta al cilindro para colocarlo sobre una taza y presionar de manera uniforme el pequeño para producir la extracción. 

Recomendaciones:

  • Utiliza café molido medio.
  • Utiliza una cucharada copeteada (10g) por cada taza (250ml) de agua.
  • Hierve el agua, apaga el fuego y déjala reposar 3 minutos. Si lo haces con el agua aún en punto de ebullición, el café obtendrá un sabor ligeramente quemado.

Aeroexpress

 

Te invitamos a visitar la sección de accesorios de la tienda para adquirir cualquiera de estas cafeteras. Encuentra tu café favorito y experimenta con estos métodos para explotar sus sabores.

 


Deja un comentario